¿Qué pasa con mi seguro de vida si fallezco?

Aunque no lo creas, hay muchas personas que no saben exactamente cómo funciona un seguro de vida o qué beneficios implica contar con uno. Y la verdad es que saber este tipo de información es vital, ya que las ventajas de un seguro de vida son muchas y podrá darte la seguridad y tranquilidad de tener un futuro asegurado. Incluso, podrás garantizar el bienestar de tus hijos y darles un soporte económico aún si falleces. Si quieres saber más al respecto, ¡sigue leyendo!

Solicita tu seguro de vida aquí

Los seguros de vida son algo imprescindible para todas aquellas personas que tienen familia o personas que dependen de ellos, pues es la única manera en la que podrás garantizar su bienestar y seguridad aún cuando ya no estés. Esto es posible gracias al pago de indemnización en caso de algún siniestro.

En otras palabras, al contar con un seguro de vida puedes dejar como beneficiarios a tu pareja y a tus hijos y ellos son los que recibirán la indemnización correspondiente en caso de que fallezcas. Esto les ayudará a poder estabilizarse financieramente en tu ausencia e incluso poder terminar de pagar sus estudios.

A continuación te damos la información más puntual y concisa para que la tengas a la mano y sepas exactamente qué pasa con tu seguro de vida si llegas a fallecer. ¡Presta atención!

1.¿Para qué contar con un seguro de vida?

El principal objetivo de un seguro de vida es asegurar un capital para cubrir las situaciones inesperadas y poder garantizar tu tranquilidad económica y la de tus familiares. Así, tendrás la certeza que tus hijos y tu pareja tendrán un soporte económico en caso de que fallezcas y podrán salir adelante.

2. ¿Qué es un beneficiario de un seguro de vida?

Los beneficiarios de un seguro de vida son aquellas personas designadas por el tomador del seguro de vida para que, efectivamente, reciban ese pago de indemnización en caso que se produzca el siniestro.

3. ¿Quienes pueden ser mis beneficiarios?

Es importante que sepas que cualquier persona puede ser un beneficiario. Es decir, no necesariamente tienen que tener un parentesco. Tienes la libertad de designar a los beneficiarios que quieras de forma explícita (con nombre y apellido) o de forma genérica (indicando el grado de parentesco, por ejemplo: hijos, cónyugue, sobrinos y demás). Sin embargo, es vital que sepas que si dejas varios herederos, la prestación contratada se distribuirá en partes iguales, a no ser que hayas designado una distribución concreta.

Ahora ya lo sabes, el seguro de vida que contrates sí tiene el propósito de darles a tus seres queridos un soporte mientras logran estabilizarse financieramente. Si falleces, ellos fácilmente podrán cobrar el pago de indemnización al presentar la documentación del siniestro.

En Seguros El Roble queremos ayudarte a que la seguridad de tus seres queridos no sea un problema a pesar de las circunstancias. Nuestro compromiso es protegerte para que tú y tu familia puedan lograr sus metas y proyectos sin importar lo que guarda el futuro. Si quieres saber cómo puedes contratar tu plan de Vida 360, haz clic en la imagen para que un ejecutivo de ventas se contacte contigo para dar seguimiento a tu solicitud. ¡Consulta hoy mismo! 

Temas: Plan de Vida 360

Solicita tu seguro de vida aquí