10_NOVIEMBRE_RECOMENDACIONES_PARA_CUIDAR_TU_SALUD.jpg

Consejos para cuidar tu salud

Escrito por El Roble | 27/12/16 6:30

La salud física define tu vida. Y la buena salud física se da cuando tu cuerpo está funcionando como corresponde.

¿Qué afecta tu salud física? Hay cuatro categorías que afectan la integridad física y explican por qué es importante cuidar la salud. 

No siempre se pueden controlar las cosas que impactan en tu cuerpo, pero se puede hacer todo lo posible para evitar daños y ayudarte a cuidar tu salud.

Rutina

Este es el elemento de integridad física en el que tenemos mayor control. Incluye nuestra dieta y nuestra conducta. Fumar es un problema para muchas personas, así que dejar el tabaco es un importante cambio en la rutina.

Si constantemente te preocupas “¿cómo cuidar mi salud?”, entonces debes considerar abandonar este hábito.

El factor genético

Puede haber cosas en tus genes y química que se perciben como anomalías y hay maneras de compensarlo pues a pesar de que no podemos controlar nuestra genética podemos controlar la forma en que tratamos las enfermedades que padecemos.

Ambiente

El aire que respiramos, el sitio donde vivimos, las cosas que consumimos, todo eso tiene que ver con el ambiente. Si éste es tóxico o poco propicio, impactará necesariamente en el desempeño de tu cuerpo.

Cobertura de salud

El acceso a los servicios de salud, la calidad de éstos y el sistema de prevención que prevalezca en tu entorno determina tus posibilidades de adquirir alguna enfermedad, así como tus recursos para combatirla.

¿Qué podemos hacer para mejorar ?

Cuida todos los aspectos mencionados para mantener la salud física. Las emociones también están vinculadas a tu bienestar orgánico, así que trata de mantener ideas y sentimientos positivos. Aquí algunos consejos:

Descansa: Tu cuerpo necesita cierta número de horas de sueño al día. Toma descansos rigurosos y siempre agenda tiempo para la cama. Es probable que durante ciertos periodos de estrés o trabajo no puedas dormir lo que debes, pero en cuanto te sea posible recupera eso para que tu cuerpo también se recupere.

Come bien: Los alimentos son el combustible del cuerpo, pero no todos lo hacen funcionar de la mejor manera. Elige con cuidado cada cosa que ingieres. Sé muy cauto en el consumo de grasa, harinas y azúcares, pues estos no se metabolizan fácilmente y dejan consecuencias graves en tu desempeño y peso.

Ejercítate: El cuerpo está diseñado para estar activo. No es suficiente la actividad laboral, debes estimularlo con ejercicio continuo y seguro.

Ten higiene: Es realmente muy importante mantener limpio nuestro cuerpo, pues eso protege contra bacterias en infecciones.

Prevención: Visita regularmente al doctor. La medicina preventiva ahorra dolor, males y recursos. Si tu cuerpo es monitoreado, podrás encontrar enfermedades antes de su aparición.

Todo está conectado. Busca cómo reducir el estrés para mantenerte sano a nivel anímico. Tarde o temprano verás el impacto en tu bienestar.

 

Temas: Salud

Emergencia médica

Suscríbete al blog para recibir información semanalmente acerca de cómo cuidar tu bienestar y el de tu familia